Autor de Camaleón dice que juicio en su contra atenta contra la libertad de expresión

El periodista Javier Rebolledo dijo hoy que es un pésimo precedente para el periodismo el juicio que enfrenta por injurias, tras publicar un libro en el que relata las torturas que ejercieron exagentes de Augusto Pinochet durante la dictadura.

“Es un pésimo precedente para el periodismo chileno que la justicia acogiera esta querella”, presentada por Carolina Quintana, hija del exagente Pablo Quintana Salazar, afirmó Rebolledo.

El periodista concurrió hoy a una audiencia de preparación en tribunales junto a miembros del Colegio de Periodistas e integrantes de agrupaciones de víctimas de la dictadura y se le informó que el juicio comenzará el próximo 8 de octubre.

Quintana Salazar es un teniente coronel en retiro del Ejército que desde 2014 se encuentra cumpliendo condena en la cárcel de Punta Peuco por haber participado de la represión y tortura que el régimen de Pinochet ejercía contra sus opositores.

El año pasado, Rebolledo publicó un libro llamado “Camaleón”, donde cuenta, entre otras cosas, el rol que cumplió Quintana en el campamento de prisioneros Tejas Verdes, un recinto del Ejército que se ubicaba en la ciudad de San Antonio y que fue destinado en dictadura a la detención, tortura y desaparición de personas.

Tras la publicación del libro, la hija del exagente, Carolina Quintana, denunció a Rebolledo por injurias afirmando que el texto “lesiona la honra de su padre”.

La justicia desestimó esa querella en primera instancia, pero la Corte de Apelaciones decidió acogerla a trámite y en octubre comenzará el juicio.

La hija de Quintana exige que Rebolledo elimine algunas partes del libro, que pida disculpas públicas y, además, solicita una condena de tres años de cárcel para el periodista.

“El hecho de que exista la posibilidad de privar de libertad a un periodista atenta contra su trabajo y contra la libertad de prensa”, afirmó Rebolledo a esta agencia.

El investigador aseguró que la decisión de la justicia de acoger la querella “le entrega una herramienta a los poderes fácticos que no quieren que cierto tipo de cosas se denuncien e impiden que la ciudadanía ejerza su derecho a informarse”.

PERIODISTA DICE QUE NO PEDIRÁ DISCULPAS

Rebolledo aseguró que no pedirá disculpas por lo publicado en el libro, “yo no voy a hacer eso y tampoco pretendo sacar nada de mi libro”.

También afirmó que la querella le ha afectado personal y familiarmente, “uno quisiera hacer su trabajo tranquilo, (el periodismo) es lo que me gusta, mi pasión, pero esto me afecta personalmente, altera a mi familia, y el orden en mi cabeza”.

“Además de las preocupaciones que tengo como periodista y como cualquier ciudadano, tengo que enfrentarme a la justicia contra un violador de los derechos humanos”, dijo.

Rebolledo comentó que la estrategia de sus abogados será comprobar lo que establecieron los tribunales en primera instancia, “que no existe, ni siquiera potencialmente, la intención de injuriar a nadie”.

“Yo estoy ejerciendo mi derecho y mi deber profesional, mis abogados citarán a las personas que correspondan para que prueben la calidad de violador a los derechos humanos que es este caballero”, agregó.

Asimismo envió un mensaje de agradecimiento a sus colegas del Colegio de Periodistas, quienes emitieron un comunicado de apoyo a su favor.

“He sentido un apoyo absoluto del gremio, les agradezco su solidaridad, su lealtad y su sentido profesional con la carrera”, añadió. (Sputnik)

zzz/yyy/fb/ml

* CHILE * DICTADURA * PINOCHET * PERIODISTA * LIBRO *
Comentarios (0)
Agregar comentario