Aniversario de El Periodista: 11 años

El periodismo no sólo es contar historias, también es tener la responsabilidad de hacerlo con sentido, buscando qué hay detrás de cada persona o empresa, a quién representa y los intereses que están en juego.

Por Francisco Martorell Cammarella

Es mucho tiempo. Ya hemos tenido tres presidentes en Chile y varias guerras y crisis en el mundo.

Hemos podido mirar y escribir sobre la muerte y el nacimiento de tantos, que ya nos olvidamos o solo los recordamos con cariño. Vivimos un gran terremoto y hemos podido analizar y percibir sobre la reconstrucción. Empezamos contando sobre un eventual TLC con EEUU y hoy nos enfrascamos en la discusión de Chile y Perú en La Haya. O el acuerdo nuclear en Irán.

Pudimos detener, gracias a reportajes investigativos, situaciones que afectaban el erario nacional y, a veces, inoculamos una idea en la mente de algún lector, gracias a las diversas opiniones que desde nuestras páginas estimulan el pensamiento crítico.

Hemos sido periodistas. Afuera han quedado el panfleto o la pancarta, porque creemos que un medio de comunicación, caiga quien caiga, tiene un solo deber: atender las necesidades informativas de sus lectores. No lo que creemos que les gustaría conocer, porque eso es fácil, sino encontrar en la maraña de hechos, aquellos que le son urgentes, importantes e interesantes.

No hemos caído en la farándula, el sensacionalismo o la crónica roja per sé. Buscamos y, muchas veces, encontramos aquellos temas que son de difícil acceso y que ayudan a la sociedad.

También nos hemos equivocado, en la urgencia de la noticia. Pero siempre tratamos de rectificar. Porque el periodismo, no sólo es contar historias, también es tener la responsabilidad de hacerlo con sentido, buscando qué hay detrás de cada persona o empresa, a quién representa y los intereses que están en juego. Así nos hemos paseado por la educación y levantamos con fuerza la voz en reportajes sobre universidades privadas y acreditación. Dijimos, mucho antes de su implementación y puesta en marcha, que el Transantiago, como estaba planificado, era no viable. Y que Chile no podía gastar en aviones F16 si éstos, diseñados para la guerra, no nos servían para apagar incendios forestales.

Hemos defendido con ideas y reportajes el medio ambiente, propugnado mayor libertad ciudadana y menor discriminación, sacamos la voz contra la desigualdad y la lucha del pueblo mapuche ha contado siempre con estas páginas para sus reivindicaciones y propuestas.

Tratamos de darle una mirada distinta a nuestro acontecer. Contarlo de forma atractiva, donde las letras sean algo más que un conjunto de caracteres y se combinen con cierta belleza. Pero que el resultado, además, tenga profundidad. Para que nadie, después de leer un ejemplar de la revista, sea el mismo. Si no una persona más inquisitiva y cuestionadora. El Chile de hoy, qué duda cabe, poco se parece al del 2001. Creemos, de una forma u otra, haber contribuido con una letra al menos al mejoramiento de nuestro país.

Estamos orgullosos de estos doce años, porque detrás nuestro han estado ciudadanos y lectores; ni partidos, ni empresas ni religiones. Creemos fielmente en nuestra independencia intelectual, creativa, periodística y agradecemos, con fuerza y convicción, a todos los que nos han apoyado desde el 27 de noviembre de 2001. Mención especial al abogado Carlos Ferreira, el amigo que nos ayudó a partir -junto al cientista político Eugenio González- y que hoy, no está con nosotros.

Lo dijimos en noviembre de 2001 y lo repetimos ahora, nos sentimos orgullos de ser periodistas y llevar el nombre de esta profesión, porque en lo que hacemos está la pasión por la búsqueda de hechos.

Gracias, finalmente son ustedes, los que nos leen, quienes han hecho posible que a pesar de todas las dificultades estemos hoy, con esta revista y en todos los quioscos de Chile.

1 comentario
  1. WASHINGTON HERRERA dice

    Si hay comentario Dn. Francisco, de este medio que por sus caracteristicas Visión, está valorizado por su Seriedad y Tolerancia, es dificil hoy plantearse con temas que pueden afectar a grupos e intereses de unos pocos, es por eso que vuestra Mision es de mostrar el camino mediante la verdad.
    Nuestro país necesita transparencia de todos los estamentos que constituyen nuestra Sociedad,que el “Bien Común y el Sentido Común” este presente en las desiciones de todos aquellos que en un momento deben decidir por todos.Ud, lo a indicado en su Columna, el año pasado el tema de la Educación, traspaso todos los ambitos de nuestra Sociedad ya sea por la Calidad como por los Negocios que se hacen con ella,otra denuncia a sido de la calidad de nuestro medio ambiente en donde los intereses económicos afectan a comunidades completa, así fue con la Patagonia,las Termoelectricas y hoy la planta de Cerdos en Freirina y otras.
    El Mundo Politico no a estado ajena a vuestros temas tratados en profundidad, mirado con imparcialidad de los intereses partidistas, el periodismo investigativo a permitido mostrar a nosotros la otra cara de aquellos que deben analizar los proyectos de Ley que muchas veces afectan a la Comunidad por su transcendencia por ej, la Ley de pesca,el Tabaquismo y otras.
    Sigan mostrando al país con altura de mira, de las falencias de aquellos organismo que no hacen su pega bien y resalten de aquellos que entregan todo lo de si para un Chile mejor.
    Un Saludo de uno que los lee y opina con sinceridad.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.