Prisión preventiva para Délano, Lavín y Wagner

delano_lavin_wagnerControladores del grupo Penta, como también el ex gerente general Hugo Bravo, fueron trasladados de inmediato por gendarmes al anexo penitenciario Capitán Yaber. 

El magistrado del Octavo Juzgado de Garantía de Santiago, Juan Manuel Escobar, dictaminó hoy dejar en prisión preventiva a los controladores del grupo Penta, Carlos Eugenio Lavín y Carlos Alberto Délano, tras ser formalizados por tres delitos de soborno y cinco delitos tributarios, en el marco de la investigación por presuntos hechos de corrupción e irregularidades en el financiamiento de campañas políticas.

El magistrado, quien durante tres días escuchó los alegatos de los abogados de las partes, determinó medidas cautelares similares para el ex subsecretario de Minería en el gobierno de Sebastián Piñera, Pablo Wagner -sobre quien pesan hechos de delito tributario, cohecho y lavado de activos- y para el ex funcionario del SII Iván Álvarez, quien actualmente se encuentra recluido por la causa paralela denominada fraude al FUT que dio inicio a la arista política de Penta.

Los hechos descritos -según el juez Escobar- son suficientes para establecer la ocurrencia de los delitos y la participación de los encausados en ellos, por tanto, su libertad representa un peligro para la seguridad de la sociedad, razón por la cual aceptó la máxima de las cautelares solicitada por el Ministerio Público.

Asimismo, el magistrado determinó la prisión para el ex gerente de contabilidad del holding, Marcos Castro, y para el ex gerente general Hugo Bravo, quienes son investigados por delitos tributarios, soborno y lavado de dinero. A ambos, la fiscalía les reconoció la colaboración sustancial ya que fueron, según expuso ayer el fiscal Carlos Gajardo, quienes revelaron los actos de corrupción que ahora indaga la Fiscalía Nacional. Ello, sin embargo, no fue tomado en cuenta por el tribunal, que estimó que los hechos son suficientemente graves y, ppor ende, seles aplicó la máxima cautelar, como a Délano, Lavín y Wagner.

Tanto los controladores de Penta, como los demás mencionados, fueron trasladados de inmediato hasta el anexo Capitán Yáber, penal dependiente de la Cárcel de Alta Seguridad acondicionada para imputados por delitos de “cuello y corbata”.

Respecto a llos otrpos encausados, como el gerente general de la sociedad de inversiones Penta S.A., Manuel Antonio Tocornal, a quien se le imputaron sólo delitos tributarios, el tribunal ordenó la medida cautelar de arresto domiciliario total mientras que para el cuñado de Délano y representante legal de Inmobiliaria Los Estancieros, vinculada al holding, Samuel Irarrázaval, estableció la firma semanal y arraigo nacional por el mismo delito que pesa sobre Tocornal. El ex senador de la UDI Carlos Bombal, encausado por delito tributario, también deberá firmar semanalmente en la comisaría más cercana a su domicilio, además de mantenerse en el país debido a que permanecerá con arraigo nacional al igual que el resto de los imputados que no fueron privados de libertad.

La prisión, en tanto, le fue rechazada al suspendido funcionario del Servicio de Impuestos Internos (SII) Juan Jesús Martínez, quien fue formalizado por su presunta participación en actos de cohecho. A cambio, deberá cumplir la medida cautelar de arresto domiciliario nocturno.

 

2 Comentarios
  1. mario dice

    Este es un hermoso dìa para Chile.
    Hay que celebrarlo como un dieciocho.
    Están cayendo los que desprestigian la política.
    Por fin podremos confiar en la justicia.
    Grande Gajardo, valiente e intrèpido soldado de la verdad.
    Por fin alguien que no se vende

  2. WASHINGTON HERRERA dice

    Se debe comprender la importancia de lo acontecido ayer, una gran parte del país estaba pendiente del fallo del magistrado Sr. Escobar, era el poder económico de una empresa importante del país, que permitió otorgar financiamiento a personajes privados y políticos, sin mirar que ello acarrearía el desprestigio a un sector político de nuestro país y mas aun, con fraude a las arcas fiscales.
    Lamento por todos aquellos que creyeron, en que su voto fue para un personaje que decía representar un sector de la Sociedad, pero no era así, representaba a los intereses privados, para mantener sus privilegios y defenderlos en el poder legislativo.
    Lo resuelto por el magistrado Escobar, es de suma importancia para nuestro país, no se había visto en nuestra Sociedad un fallo con tantos argumentos legales, para establecer la inocencia o culpabilidad de un imputado y en este caso los agravantes fueron de tal peso, que no hubo reacciones descalificando el fallo, para cada uno de los imputados. Esto deja a constar de hoy, que la ley esta sobre los intereses particulares, sino que los intereses del país están sobre ellos. Esta primera instancia en lo judicial, deja bien en claro, que los tecnicismos para aminorar los hechos ya no tienen buenos resultados, ante una investigación acuciosa, en este caso de organismos del Estado, que no se dejaron impresionar por el lenguaje empleado. Ahora a seguir el 2ºcapitulo del Pentagate, en donde se verán nuevos personajes de este caso, que tiene a todos en suspenso.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.