Año 2, N.39, Domingo 6 de julio de 2003
InicioPortadaPublicidad¿Quiénes somos?
General Guillermo Garín, ex vicecomandante en Jefe del Ejército
"La solución a los DDHH la da el tiempo"
(Por David Valenzuela)Con 44 años de vida militar, Guillermo Garín, quien fuera segundo hombre de Pinochet en su última etapa como comandante en Jefe, hoy por expresa petición del ex gobernante actúa como una suerte de relacionador público y oficial de enlace entre el ex gobernante, sus abogados, la opinión pública y quienes son sus fieles seguidores. Reacio a dar entrevistas aceptó hablar con El Periodista para referirse a los últimos hechos en que nuevamente se ven involucrados uniformados en casos de violaciones a los DDHH. El militar es contundente al señalar que la reinterpretación de la Ley de Amnistía echó por la borda la posibilidad de conocer el paradero de las personas desaparecidas.


¿Mientras usted ocupó el cargo de vice-comandante en Jefe escuchó alguna vez sobre exhumaciones de cadáveres de detenidos desaparecidos?

Jamás. En 1978 yo era teniente coronel y profesor de la academia de guerra. Y por los graves problemas limítrofes que teníamos en ese año, pasamos en nuestros puestos de combate e incluso adentrado el año 1979.

Pero el tema de las exhumaciones es un hecho real y así lo ha entendido el juez que lleva el caso, Juan Carlos Urrutia, que ha sometido a procesos a un grupo de oficiales y suboficiales del Ejército ¿Usted conoció a estos oficiales?

Si los conocí, fundamentalmente a Hernán Canales, coronel en retiro, a los otros no.

¿El accionar de estos oficiales fue dentro del marco institucional?

No puedo opinar porque esto ha trascendido, se supone, de una declaración judicial hecha por un suboficial (Eliseo Cornejo). Desconozco el tema absolutamente.

El lunes 30 de junio el general ® Medina Lois dice que "las exhumaciones corresponderían a un esfuerzo de información", que él supone buscaba esclarecer el mando y el gobierno de ese tiempo, pero también deja entrever un hecho que podría considerarse grave. Alejandro Medina dice: "como militar uno obedece ordenes". Así las cosas esto hace suponer que alguien impartió las ordenes para que se ejecutaran estas exhumaciones.

Si el hecho es real, alguien tiene que haber dirigido eso, no cabe la menor duda. Hay que investigar, y los únicos que pueden decir quiénes dieron esas órdenes son justamente las personas que hoy están procesadas. Si realmente lo hicieron, ellos tendrán que individualizar a esos responsables. Pero eso no me consta. Yo creo que el conjunto de hechos que se están sacando a relucir actualmente configuran un cuadro destinado a hacer un verdadero juicio político al gobierno militar. Esto está tomando un cariz de verdadera venganza política del sector que fue removido por la intervención militar de 1973.

¿Ello, a su juicio, obedece a que la Mesa de Diálogo no dio los resultados esperados?

Yo fui muy escéptico de la Mesa de Diálogo. Lo interpreté como una muy buena disposición de parte de las instituciones de la defensa nacional. Lamentablemente, cuando estaba en pleno desarrollo y -efectivamente- recogía en gran medida la inquietud, no tanto de los sectores políticos sino de las víctimas de los DDHH, se desvirtuó. Se impide prácticamente que se llegue a más verdad, a través de la misma instancia, por la reinterpretación y verdadera modificación de la Ley de Amnistía que permitía -hasta ese momento- a quienes entregaban información no correr el riesgo de ser procesados 30 años después de lo ocurrido, como está sucediendo ahora.

A ver si entiendo: ¿la Ley de Amnistía debería aplicarse en beneficio de la verdad sobre el tema de derechos humanos?


Yo creo que ella debió seguir aplicándose en los términos que se concibió y que surtió efecto.Esta Ley rigió casi hasta el 2000, pero en el proceso de desafuero de Pinochet, la Corte Suprema le da otra interpretación. En consecuencia queda todo abierto y con ello retrocedemos en la convivencia notablemente. Si la solución es encontrar a los desaparecidos, al modificar la Ley de Amnistía esta posibilidad se escapa, se hace mucho más difícil...

¿No cree usted que se habrían evitado muchos problemas si hubiese habido un gesto real de arrepentimiento de parte del general Pinochet?

No. Mire usted lo que pasó en Argentina, por ejemplo, donde se produjo una politización mayor. Estos son gestos de índole política y su efecto es muy momentáneo y después las fuerzas políticas vuelven a la carga con otras banderas de lucha. La solución a los derechos humanos la da el tiempo.

Volviendo al tema de las exhumaciones, el comandante en jefe de la Armada se mostró preocupado porque esto significa que podrían volver al desfile militar a los tribunales.

No me voy a referir a lo dicho por el almirante. En realidad esto no debería ocurrir por una razón muy sencilla: si la Ley es para todos, en este caso específico de las exhumaciones ilegales -entre comillas-, éstas deberían estar prescritas y en consecuencia no debería haber proceso alguno. Los jueces deberían cerrar estos casos por prescripción. Si estamos en un Estado de Derecho y la Ley es pareja para todos, aun por grave que sean estas cosas, apliquemos la ley. Eso es justicia.

¿General qué opina de la declaración emitida por los tenientes generales el jueves 3?

Es su opinión. Los tenientes generales opinan eso. No profundizo sobre el tema. Nadie me consultó nada a mí. Yo fui vicecomandante en jefe del Ejército, yo era mayor general, un rango que cuando asumí ya no existía (teniente general) y además ellos lo circunscribieron hasta 1990... fue una razón técnica.

¿No se siente pasado a llevar de parte de sus pares generales?

No, además nadie me consultó, por eso no opino.

¿Cree, al menos, que es oportuna?

No sé, pero lo que puedo decir es que siempre tengo acceso a decir las cosas, no represento a nadie, ni siquiera soy de la directiva del cuerpo de generales en retiro.

¿Usted como ex miembro del gobierno militar le da algún valor a esta declaración de generales retirados?

No sé cuan trascendente puede ser.

Casos
A 30 años del golpe
Rabie
Cuba
Buscador

Ingrese una palabra
Ediciones Anteriores
Columnistas
Redactores
Sala de diálogo
Regístrese

Reciba en su correo a "El Periodista"

Otros artículos de
Sobre este tema
Lea además
El Periodista S.A. Derechos Reservados
Presidente del Directorio: Eugenio González Astudillo - Director: Francisco Martorell - Editora General: Francisca Celedón
Dirección: Sótero del Río 541, oficina 519 Santiago de Chile.
Teléfono: (56 2)662 14 51-662 14 59 Fax: (52 2) 696 88 52.
director@elperiodista.cl

Sitio desarrollado con Newtenberg Engine