Año 2, N.40. Domingo 20 de Julio de 2003
InicioPortadaPublicidad¿Quiénes somos?
Parida de Casado
Mentolato wirasacha
( Escribe Louis Casado )"En estos días uno pudiese recomendarle a Nelson Mery una infusión de pasiflora, tan buena para el insomnio y la nerviosidad, junto a una cura de uvas pasas, que resuelven los problemas de la memoria"

En los años no tan lejanos de mi alegre juventud solía escuchar con sostenida y creciente atención a las viejas del pueblo cuando se aconsejaban unas a otras los remedios que llamaban "secretos de naturaleza". Eran otros tiempos en los que la eficiencia de la salud privatizada aún no alcanzaba a toda la población sin distingo de clase social o nivel de ingresos como ocurre ahora. Y había que arreglárselas con los "meicos" o el inenarrable Seguro Social. Y con los consejos de las viejas que, si no sanaban, al menos nunca le hicieron mal a nadie. "Como lo oye comadre", decía una de ellas, "tómese una agüita de borraja que es muy buena para la retención de orina y los trastornos del período. Y además, le va a resolver las inapetencias...". Yo me quedaba escuchando para saber de qué tipo de inapetencias se trataba, pero nunca logré obtener las precisiones que mi curiosidad ya no tan infantil exigía para resolver más de alguna duda adolescente. De ese modo obtuve alguna erudición cuyo origen y gestación se confunden con la aparición del homo erectus. El poleo y el palto, por ejemplo, eran buenos para la tos, el resfrío y la gripe, temas muy de actualidad en nuestra copia feliz del edén enfrentada a la alternativa de las inundaciones o la contaminación. En estos días uno pudiese recomendarle a Nelson Mery una infusión de pasiflora, tan buena para el insomnio y la nerviosidad, junto a una cura de uvas pasas, que resuelven los problemas de la memoria. Y al mismo tiempo sugerirle a Gonzalo Martner una decocción de espino blanco, que es un regulador de la presión: regulando las presiones Martner podría evitarse cambiar de opinión respecto a Nelson Mery cada cuarto de hora. Y en el mismo tema, al alcalde Lavín, a quien ni una indigestión de uvas pasas le devolvería la memoria de su pasado de felipillo de la dictadura, le vendría bien una tisana de boldo. El boldo es un estimulante biliar y resuelve la dispepsia: o sea que elimina los eructos. Si se trata de la puñeta económica y del presupuesto de la nación sería útil aconsejarle a Nicolás Eyzaguirre que se saque los cocodrilos. No tiene nada que ver con los "secretos de naturaleza" pero apretarle el cinturón al personal nunca le ha resuelto el problema del crecimiento a nadie. Y en una de esas el cinturón apretado nos genera un estreñimiento que después ni con aceite de ricino. En otras palabras, gracias a Eyzaguirre no podríamos, pero igual estaríamos. De tal modo que habría que evitar recetarle el ajenjo a los pobres e indigentes porque como es de pública notoriedad el ajenjo es un estimulante del apetito. A los atorrantes que están esperando el plan Auge para saber de qué se van a morir me atrevería a proponerles el retorno del Seguro Social. Es verdad que después de esperar horas y horas, si es que habías alcanzado "número", cualquiera fuese la dolencia, cólico nefrítico o cáncer de mamas, psoriasis dérmica o hemorroides agudas, siempre te daban la misma medicina: cinco litros de agüita de flores pectorales. Es verdad que la agüita de flores pectorales te sanaba aun menos que los planes de las Isapres pero tenía la ventaja de ser gratuita.

Tu mismo, lector que siempre estás al loro de lo que pasa, podrías sugerir una hierbita eligiendo sabiamente el destinatario. ¿A quién, por ejemplo, le recetarías un cocimiento de romero castilla, sabiendo que el romero castilla es santo remedio para los enfriamientos de la próstata? ¿A Pinochet? No pierdas el tiempo. Pinochet asegura que él siempre tuvo la pistola apuntando para abajo. ¿Le aconsejarías una cura de siete venas al senador Canessa? Como ya sabes, o debieses saber, el siete venas es bueno para las inflamaciones, incluyendo las inflamaciones de libros y bibliotecas. ¿Y a quien le recomendarías un tratamiento de llantén, ortiga y amargón, apoyado de una cura de vira-vira? Estas yerbitas son milagrosas para las hemorroides y la riñonada... Elige tú y me cuentas. Finalmente, yo le reservaría masajes incaicos de mentolato wirasacha a la bancada parlamentaria de la Concertación. Para reponerlos de los dolores musculares que deben haberles causado sus contorsiones y saltos mortales en materia de IVA. Un discursito de tipo "Yo estoy contra pero voto por..." debe dejar adolorido el cuerpo entero. Y para eso el mentolato wirasacha es cosa bendita. Si no lo sabes ese ungüento de un bello color verde está compuesto de renaco sacha, ajo sacha, guayaco, suelda con suelda, pulmonaria, belladona y sangre de sagrado. Y sirve para el reumatismo, los calambres, los dolores de espalda y de estómago, la tos, los golpes de aire y las inflamaciones de las amígdalas. ¡Ah! y para los diputados y senadores que se orinan en la cama. Después de votar a favor de un impuesto regresivo.

Casos
A 30 años del golpe
Rabie
Cuba
Buscador

Ingrese una palabra
Ediciones Anteriores
Columnistas
Redactores
Sala de diálogo
Regístrese

Reciba en su correo a "El Periodista"

Otros artículos de
Lea además
El Periodista S.A. Derechos Reservados
Presidente del Directorio: Eugenio González Astudillo - Director: Francisco Martorell - Editora General: Francisca Celedón
Dirección: Sótero del Río 541, oficina 519 Santiago de Chile.
Teléfono: (56 2)662 14 51-662 14 59 Fax: (52 2) 696 88 52.
director@elperiodista.cl

Sitio desarrollado con Newtenberg Engine