Año 4, Nº95, Viernes 25 de Noviembre de 2005

Solidaridad con Pamela Jiles


Señor Director:

El Consejo Metropolitano del Colegio de Periodistas manifiesta su rechazo al abrupto término de contrato de nuestra colega y miembro de la Orden, periodista Pamela Jiles. Como es de público conocimiento, la profesional fue cesada en sus servicios en el canal de televisión TVO por haber participado en la franja electoral del candidato Tomás Hirsh. A nuestro juicio esta decisión del canal transgrede y violenta los más elementales principios de libertad de expresión y de opinión ciudadana.

Nuestra colega Jiles nunca ha hecho misterio de sus ideas políticas de izquierda, declarándolas en reiteradas oportunidades incluso en el mismo medio que hoy la censura. Nos sorprende que un directivo del canal haya declarado que la expresión ciudadana de Pamela Jiles "transgrede la línea editorial de TVO en cuanto a su pluralismo y tolerancia televisiva", ya que no entendemos como pluralismo ni como tolerancia la censura y negación del derecho de opinión personal de un profesional fuera del trabajo, retrotrayéndonos a los oscuros tiempos de represión.

En este mismo sentido, el Consejo desea también expresar su preocupación por las reiteradas censuras y sanciones que han sufrido varios colegas al ejercer el mismo derecho de expresión fuera del ámbito laboral que motivó el despido de Pamela Jiles, a través de la creación de blogs personales. En especial el colega Víctor Hugo Durán, quien fuera despedido de su trabajo en el diario El Mercurio por mantener un blog donde entregaba sus opiniones personales sobre diferentes tópicos.

Finalmente quisiéramos aclarar que, respetando un acuerdo de nuestro Consejo Nacional, el presidente de la Orden, periodista Alejandro Guillier ha entregado su apoyo público a todos los miembros de este Colegio que se han presentado de candidatos a un cargo parlamentario, sin distinción alguna, en la convicción de que sus postulaciones al servicio público representan una proyección de los valores por los que ha luchado el Colegio de Periodistas durante todo su medio siglo de existencia. Más aún, tenemos la convicción de que la creación de una bancada de periodistas sería un invaluable aporte a la defensa de la democracia en nuestro país, a partir de cautelar el cumplimiento de derechos humanos esenciales como el de libertad de expresión, de información y de opinión.

Ethel Pliscoff V.

Presidenta Metropolitana