Sindicato Starbucks presenta demanda por prácticas antisindicales

El Sindicato Starbucks Coffee Chile presentó una demanda por prácticas antisindicales contra la empresa por diversa infracciones en el marco de la crisis producida por Coronavirus.

Desde la organización aseguran que la multinacional cafetera se acogió ilegalmente a la suspensión laboral por acto de autoridad con el propósito de evitar el diálogo con sus trabajadores y que, además, ejerció discriminaciones al momento de seleccionar al personal que mantiene sus contratos sin suspensión, mientras continúa operando más de 60 tiendas a nivel nacional.

El libelo se realiza luego de que la empresa, según los trabajadores, ha sostenido “una actitud autoritaria y fuera del marco legal”, a pesar de que el sindicato ha mostrado una permanente disposición al diálogo en el marco de la crisis sanitaria por el COVID – 19.

La medida se suma a la denuncia presentada el 15 de mayo ante el Segundo Juzgado de Letras del Trabajo, en un recurso que busca que se declare ilegal la suspensión ejercida unilateralmente sobre mil 600 empleados y que, con ello, se paguen las remuneraciones adeudadas, junto “con reintegrar los recursos ilícitamente utilizados desde el seguro de desempleo”, señalan.

Esta nueva acción judicial por prácticas antisindicales de la empresa norteamericana busca demostrar que “la suspensión se realizó con fin de evitar tener que establecer una solución bipartita entre las partes ante la situación que atraviesa nuestro país, recortando el personal al mero arbitrio de nuestro empleador”, señala el Sindicato.

Para Andrés Giordano, presidente del Sindicato, “esto se hizo de manera tan inescrupulosa que afectó indistintamente a trabajadores y trabajadoras discapacitadas, madres con fuero maternal, embarazadas, personal que no calificaba siquiera para recibir el subsidio de la AFC, entre otros casos graves”.

El dirigente agrega que “no nos ha quedado otra alternativa que la judicial frente a una empresa que nos cerró la puerta en la cara desde el inicio de pandemia. Hasta el momento, la administración no ha estado a la altura, no ha entendido el imperativo ético de llegar a acuerdo con quienes generamos sus utilidades. Esto no se trata de caridad, ni de migajas, se trata de que hay gente sin salarios ilegalmente, con hambre y cuya voz no ha sido escuchada”.

La demanda también acusa que la empresa habría priorizado personal no sindicalizado para mantener sus locales operativos, buscando desincentivar la participación en el Sindicato y evitando que la organización pueda fiscalizar las condiciones de trabajo. También se acusa el incumplimiento del contrato colectivo, particularmente de la cláusula quinta que establece un aporte de $850.000 mensuales al Sindicato, que es la única fuente actual de ingresos de la organización debido a la suspensión laboral.

Por último, desde el Sindicato advierten que Starbucks se negó a entregar la información financiera y que la empresa “no ha entregado los estados financieros a los por ley le corresponde entregar y que, además, le hubiesen permitido al Sindicato mayor conocimiento para evaluar la salud económica de la compañía que ha sido ocupada como causa de la suspensión aplicada a más de 1600 trabajadores”.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.