Zelaya asegura que decisión del Congreso hondureño “avergüenza a esta nación”.

manuel_zelaya_rosalesManifestando que los legisladores serán “históricamente juzgados”, el depuesto Mandatario hondureño rechazó la votación parlamentaria que a última hora de ayer ratificó el decreto que lo sacó oficialmente del poder.

A través de una conversación telefónica desde la embajada de Brasil en Tegucigalpa- lugar donde permanece refugiado- el derrocado Presidente, Manuel Zelaya, lamentó la decisión del Congreso hondureño de no restituirlo en el poder, asegurando que el resultado de la votación parlamentaria “avergüenza a esta nación”.

Al referirse a los legisladores, el derrocado líder manifestó que “el pueblo debe saber que la mayoría de los diputados que han ratificado su delito son cómplices, son confesos, que están de acuerdo con la sangre que se derrama de mártires”.

En este sentido, Zelaya advirtió que “el mundo entero debe saber que esa sesión del Congreso es una vergüenza para Honduras, porque la mayoría de los diputados golpistas ratificaron el golpe contra el Presidente constitucional”.

Al mismo tiempo, y anunciando sus pasos a seguir Zelaya comunicó que “me mantengo todavía en la embajada de Brasil luchando por la condena a la dictadura y ahora también contra el fraude electoral que se hizo el domingo. Las elecciones no representan una salida para el país”.

Para concluir, el depuesto Mandatario anunció que “ratifico al pueblo y la comunidad internacional que mi lucha es pacífica y continúo con mis principios democráticos”, sentenció.

fuente.123.cl

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.