Gobierno califica de histórica la aprobación del primer proyecto de hidrógeno verde

Según el gobierno, el hidrógeno verde aportaría entre el 17 y el 27 por ciento de las reducciones necesarias para que el país alcance la carbono-neutralidad en 2050.

El ministro de Energía y Minería, Juan Carlos Jobet, calificó hoy de histórica la aprobación del primer proyecto de hidrógeno verde en Chile, que busca posicionar a nuestro país como potencia mundial en la producción de esta energía sustentable.

“Como país, tenemos las mejores condiciones estratégicas para producir y exportar hidrógeno verde”, señaló el funcionario en conferencia de prensa desde Punta Arenas, en la región de Magallanes, en el extremo sur de Chile, y donde se instalará el proyecto.

Jobet aseveró que es “un día histórico” y que desde Magallanes “estaremos produciendo el combustible del futuro para combatir el cambio climático. Un paso importante para una recuperación verde y sostenible”.

El biministro explicó que Magallanes es uno de los polos privilegiados para la producción de hidrógeno verde.

“No sólo cuenta con un excelente potencial en energía eólica, sino que también posee la infraestructura y experiencia petroquímica necesarias para convertirse en una zona de protagonismo internacional en el llamado combustible del futuro”, agregó.

La Comisión Regional de Medioambiente de Magallanes ayer votó a favor de la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) del proyecto Haru Oni de Highly Innovative Fuels (HIF), una iniciativa que buscará construir una planta productora de “eCombustibles” a base de hidrógeno.

Haru Oni considera la construcción de una planta para la producción de “eCombustibles”, una turbina eólica de 3,4 megawatts (MW) y una línea de transmisión de respaldo de 13 kilovatios (kV).

La planta se emplazará en una superficie aproximada de 3,7 hectáreas, dentro del predio Tehuel Aike, en Punta Arenas, mientras que el proyecto ocupará en total 5,7 hectáreas, y se estima que la construcción demorará 11 meses y su vida útil será de 25 años.

Asimismo, esperan producir 350 toneladas al año de metanol crudo y 130.000 litros de gasolina en el mismo período, ambos combustibles serán almacenados en estanques y transportados en camiones hacia Puerto Mardones, a unos 35 kilómetros del proyecto para su exportación, detallaron desde el gobierno.

Según un estudio realizado por el Ministerio de Energía, la región de Magallanes y de la Antártica Chilena podría llegar a producir el 13 por ciento de hidrógeno verde del mundo, dado “su inmenso potencial” en energía eólica.

Consideran que la generación eléctrica eólica anual estimada en Magallanes podría sobrepasar en siete veces la generación eléctrica actual de la matriz eléctrica chilena.

Chile pretende liderar la producción de hidrógeno verde en el mundo para 2050, un combustible que se puede producir a partir de agua y energía renovable, y que podría superar en ganancias al cobre, el producto que sostiene a la economía nacional.

Según el gobierno, el hidrógeno verde aportaría entre el 17 y el 27 por ciento de las reducciones necesarias para que el país alcance la carbono-neutralidad en 2050.

Con todas estas medidas, contemplan una reducción del uso de energéticos no renovables en Chile del 10 por ciento al año 2030, un ahorro acumulado de 15.200 millones de dólares y una reducción de 28,6 millones de toneladas de dióxido de carbono. (Xinhua)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.