Grupos de derechos civiles recomiendan no viajar a Florida por nueva ley migratoria

La Asociación enuncia los intentos de DeSantis de prohibir ciertos libros, rechazar los cursos de Estudios Afroamericanos de Colocación Avanzada y restringir los programas de diversidad, igualdad e inclusión en las universidades de Florida.

La Asociación Nacional para el Progreso de las Personas de Color (NAACP), la organización de defensa de los derechos civiles más antigua de Estados Unidos, ha emitido una alerta en la que advierte del riesgo de viajar a Florida por las políticas «abiertamente hostiles» del gobernador republicano Ron DeSantis.

«Florida es abiertamente hostil para los afroamericanos, la gente de color y los individuos LGTBQ+. Comprendan antes de viajar a Florida que el estado de Florida devalúa y marginaliza las contribuciones de y los desafíos que afrontan los afroamericanos y otras comunidades de color», señala la NAACP.

En concreto denuncian los intentos de DeSantis de prohibir ciertos libros, rechazar los cursos de Estudios Afroamericanos de Colocación Avanzada y restringir los programas de diversidad, igualdad e inclusión en las universidades de Florida.

El presidente de la NAACP, Derrick Johnson, ha acusado a DeSantis de haber lanzado «ataques continuos contra las libertades individuales». «Voy a ser claro: no enseñar una representación rigurosa de los horrores y desigualdades que han sufrido y continúan sufriendo los americanos negros es un perjuicio a los estudiantes y una negligencia para todos», ha resaltado Johnson.

Para el también directivo de NAACP Leon Russell «el gobernador Ron DeSantis y el estado de Florida han declarado la guerra a los principios de diversidad e inclusión y han rechazado nuestra identidad compartida para apelar a una minoría peligrosa y extremista».

También la Liga de Ciudadanos Latinoamericanos Unidos (LULAC, por sus siglas en inglés) ha recomendado no viajar a Florida en un aviso emitido el miércoles pasado debido a la nueva ley de migración que entrará en vigor en julio de este año.

La ley y obliga a los empresarios con más de 25 empleados a comprobar su estatus migratorio mediante una base de datos federal conocida como E-Verify. Los empresarios que no cumplan la ley se enfrentan a multas de 1.000 dólares (unos 924 euros) al día hasta que demuestren que sus trabajadores tienen los documentos requeridos. Además prevé multas para quienes transporten a inmigrantes indocumentados hasta Florida.

«Si te traes a tu tía a Disney World, a Miami o a Universal Studios te pueden acusar de un delito por traer a una persona indocumentada a Florida», ha destacado el presidente de la LULAC, Domingo García. «Florida es un lugar peligroso y hostil para los estadounidenses que cumplen la ley y para los inmigrantes», ha denunciado. (Europa Press)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: