Oficialismo argentino vence en polémicas elecciones de Tucumán, aplazadas por Tribunal Supremo

Está previsto que el presidente argentino, Alberto Fernández, se desplace este lunes hasta la provincia de Tucumán, para celebrar los resultados.

Osvaldo Jaldo, candidato del oficialista argentino Frente de Todos, se ha proclamado vencedor en las elecciones provinciales de Tucumán, celebradas el domingo después de que el Tribunal Supremo impidiese que se llevaran a cabo en la fecha fijada, el 14 de mayo, ante la posibilidad de que el gobernador, Juan Manzur, lograse un tercer mandato.

A pesar de que aún no se ha completado el recuento de todas las papeletas, Jaldo cuenta con cerca de un 58 por ciento de los votos, casi quince puntos por delante de Roberto Sánchez, candidato de Juntos por el Cambio. Ricardo Bussi, apoyado por el ultraderechista Javier Milei, se sitúa en tercer lugar con menos de un cuatro por ciento de los votos.

«La unidad del peronismo es la que nos ha llevado a este triunfo, es por eso que a nivel nacional tenemos que tratar de unificar el movimiento justicialista, a todos los partidos que adhieren a nuestro espacio, no tiene que quedar nadie afuera», ha manifestado Jaldo, quien sucederá a Manzur al frente de la Gobernación de Tucumán, según recoge la agencia Télam.

En clave nacional, Jaldo ha incidido no solo en la victoria del oficialista Frente de Todos, sino también en el varapalo que suponen estos resultados por Juntos por el Cambio y sus líderes: Horario Rodríguez Larreta, Patricia Bulrrich y, sobre todo, el también expresidente Mauricio Macri.

Está previsto que el presidente argentino, Alberto Fernández, se desplace este lunes hasta la provincia de Tucumán, para celebrar los resultados. «Es un presidente que a pesar de las dificultades que hoy tiene el país, ha colaborado con Tucumán», ha celebrado Jaldo.

Las elecciones de las provincias de Tucumán y San Juan estaban previstas para el 14 de mayo. Sin embargo, apenas cinco días antes de la celebración de los comicios, el Tribunal Supremo de Argentina prohibió su celebración ante la posibilidad de que sus gobernadores, el mencionado Manzur y Sergio Uñac, respectivamente, accediesen a un tercer mandato, incumpliendo así con la Constitución.

Tras el bloqueo por parte del Supremo, Manzur accedió a retirar su candidatura, a lo que el Supremo respondió fijando las elecciones para el domingo. Uñac, por su parte, se ha negado a seguir estos pasos y finalmente ha sido el máximo organismo judicial argentino el que le ha declarado inelegible.

La prohibición del Supremo para que estos dos candidatos del Frente de Todos optasen a un nuevo mandato despertó de nuevo tensiones entre el Gobierno y el Poder Judicial. Según el presidente Fernández, el Tribunal Supremo interfirió en las elecciones al negar la candidatura a Manzur y Uñac.(Europa Press)

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: