Comisión Interamericana de DDHH rechaza el indulto a Alberto Fujimori

El organismo señala que conceder indultos a personas condenadas por "crímenes de lesa humanidad" genera "una forma grave de impunidad".

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha manifestado su rechazo a la decisión del Tribunal Constitucional de Perú de conceder la libertad por indulto humanitario al expresidente Alberto Fujimori, quien había sido condenado a 25 años de prisión por las masacres de Barrios Altos y La Cantuta.

«La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) rechaza la decisión de Perú que ordenó la libertad al expresidente Alberto Fujimori, quien cumplía una condena por graves violaciones a los derechos humanos. Esto, en contravención de las obligaciones internacionales del Estado y en incumplimiento de las órdenes emitidas por la Corte IDH», destaca el organismo en un comunicado.

El texto recuerda que en el año 2022 la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) ordenó «no ejecutar la orden de libertad generada tras dicho indulto, debido a que determinó que no se cumplieron las condiciones determinadas en el marco de la supervisión de cumplimiento de las sentencias de los casos Barrios Altos y La Cantuta».

Asimismo, desde la CIDH resaltaron que conceder indultos a personas condenadas por «crímenes de lesa humanidad» genera «una forma grave de impunidad».

Además recuerdan que Perú es firmante de la Convención Americana sobre Derechos Humanos y reconoció la jurisdicción contenciosa de la corte, por lo que «está obligado a acatar las decisiones que esta adopte en el ejercicio de sus facultades para supervisar el cumplimiento de sus sentencias y de emitir medidas provisionales».

El pasado 5 de diciembre, un día antes de que Fujimori dejara la prisión de Barbadillo, el presidente de la Corte IDH, Ricardo Pérez Manrique, emitió una resolución adoptando medidas urgentes, en la que requirió al Estado peruano no ejecutar dicho fallo hasta que puedan determinar si cumple con las condiciones que estableció en abril del 2022.

El máximo representante de la Corte IDH tomó la decisión para garantizar el derecho de acceso a la justicia de las víctimas de Barrios Altos y La Cantuta, que fueron ejecutados por el Destacamento del Ejército Colina, y por los cuales el exmandatario fue condenado como autor mediato. Sin embargo, el Estado peruano finalmente ordenó su excarcelación. (Europa Press)

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: